hinojosa
 

Demasiado para una foto… II

 
 

 

He aquí otra situación en la que es difícil capturar lo que percibimos con nuestros sentidos, aunque en esta ocasión no se deba precisamente a la enormidad del encuadre.

La ermita de Santa Catalina, en Hinojosa (Guadalajara), está enclavada en un sabinar maravilloso apartado del mundanal ruido. En ese lugar se respiran de verdad la paz y el sosiego… y además encontramos esta ermita que es una delicia. Galería porticada, portada, ábside, canecillos… tiene de todo.

Es prácticamente imposible que la visita no nos deje encantados… pero también creo que es muy, muy difícil captar lo que sentimos… aunque siempre hay que intentarlo.

Con esta toma he tratado de resaltar la ubicación de la ermita en medio del sabinar, pero no se si realmente consigue dar idea de lo agradable que es el lugar.