armentia
 

Armentia, Basílica de San Prudencio

(Álava)

 
 

 

En la Basílica de San Prudencio encontramos una decoración espectacular. Los frisos, el tetramorfos del crucero, los capiteles… todo es una verdadera maravilla. Y formando parte de ello, una buena colección de canecillos entre los que encontramos un contorsionista que adopta la postura clásica, mientras el faldón marca la forma de sus piernas.